La Justicia procesó al secretario gral. de UOCRA “Pata” Medina por lavado de dinero y extorsión

Pubicado enEnviar un comentarioCategoríasPOLITICA
Se trata de la causa en la que hace pocos días fue detenido el sindicalista luego de resistir en la sede platense de la Uocra.

El juez federal de Quilmes, Luis Armella, procesó al representante de la Uocra La Plata Juan Pablo Pata Medina y le trabó un embargo por 200 millones de pesos por asociación ilícita, lavado de dinero y extorsión.

Se trata de la causa en la que hace pocos días fue detenido el sindicalista luego de resistir en la sede platense de la Uocra, y ahora el juez lo consideró “jefe u organizador” de la asociación ilícita que se investiga.

En la misma resolución, el juez procesó a Horacio Homs, a Cristian Medina (uno de los hijos del Pata), y a un hermano de la esposa del sindicalista, David García.

La causa se inició por una denuncia anónima en la que se informó que Homs y Liliana Beatriz Frontan constituyeron la sociedad anónima Abril Catering, la cual tuvo un llamativo incremento patrimonial junto a sus socios y un significativo aumento de sus negocios en la ciudad de Quilmes, Avellaneda y Berazategui.

La empresa contaba con una aeronave, un barco y una flota de 40 vehículos y además, por las actividades financieras, la Justicia sospechaba que en verdad funcionaba como una “cueva” financiera.

También se denunció que la empresa habría canalizado dinero sospechado de actividades ilícitas provenientes de sus actividades financieras, actividades ilícitas provenientes de empresas constructoras y de maniobras extorsivas por parte del delegado de la Uocra seccional La Plata, Juan Pablo Medina.

Las actividades extorsivas consistían, según se acusa a Medina, de forzar a que los constructores contraten los servicios de Abril Catering. La investigación determinó que vehículos de la flota de esa empresa eran conducidos por Medina y su mujer para lo cual contaban con la documentación para habilitarlos.

A Medina se lo acusa según formuló la fiscalía, de “disimular el producido espurio que la organización criminal” producía mediante “extorsiones y otras maniobras delictivas —algunas de ellas con apariencia de legales—”.

En su resolución, el juez Armella dio por probado que la organización lavó dinero por una suma superior a los trescientos mil pesos desde el año 2006, habiéndose intensificado las maniobras en los años 2011, 2012 y 2013, hasta el inicio de la denuncia que dio origen en la detención de Medina.

“Los beneficios obtenidos en virtud de las extorsiones ingresaban al patrimonio de la firma Abril Catering SA, cuyos titulares resultaban ser Juan Horacio Homs y Liliana Beatriz Frontan, redirigiéndose luego a otras empresas del entorno de Juan Pablo Medina, como ser Rey del Cielo y Mejor que Casa, reingresando el provecho del delito precedente a su patrimonio bajo la apariencia de bienes lícitos”, sostuvo el juez de la causa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *